Quién diría…


No puedo decir qué chiquito es el mundo porque siempre estuvo cerca, quizás con lo de hoy puedo afirmar, una vez más, lo irónica que resulta ser la vida. Jamás imaginé charlar con Don Chuito después de tanto tiempo, creí que la amistad que teníamos de niños iba a quedar reducida eternamente a un” hola” y un “chao”, ya veo que no, sin embargo, una lucha interna entre el concepto que tenía de él cuando éramos niños, y  ahora ambos universitarios… y la impresión que tengo de él de una conversación que aún sigue en el aire, no me dejan ni un segundo.

Qué irónico es todo, recuerdo que no me caía porque mis compañeras del salón se empezaban a juntar más con él en el recreo que conmigo, eran celos de niña engreída, ahora ya veo porque se juntaban todas mis compañeras con él, es tan agradable, tenemos muchas cosas en común, las comidas, el arroz!! nos encanta el arroz!, y saber temas de nutrición… y lo que más me agradó de nuestra charla es que él también piensa que mi paso por Medicina no fue en vano.

Quién diría que después de tanto tiempo nos volveríamos a hablar, y concluir en una charla amena, muy agradable. Quién diría.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s